SUSCRÍBETE

7 números
impresos y
2 magazines
online

ESPECIAL BELLEZA
ONLY MEN

 

Nos siguen de cerca y están ya casi a punto de pillarnos… los hombres se preocupan también por su imagen y mucho. Son incluso más sibaritas que nosotras. En sus rituales must have no se ciñen a incluir sólo los tradicionales after save, ahora los productos antiedad son de uso obligado, por lo que forman parte de su cuidado diario. Y aunque cierto aspecto maduro les haga más interesantes, no quieren ni oír hablar de las arrugas y se niegan a envejecer antes. Además de acudir asiduamente al centro de estética están a la última en lo que se refiere a técnicas de medicina y cirugía estética. Y si para estar guapos tienen que echar mano del bisturí, bienvenido sea. intervenciones como la reducción de grasa abdominal o implantes para marcar pectorales están cada más en auge. 

Leer más

Y cómo es él

A pesar de que la estructura de la piel de los hombres es la misma que la de las mujeres, existen una serie de diferencias destacables que hay que tener en cuenta. Por ejemplo, su piel posee mayores cualidades para protegerse del medio externo y es más resistente al paso de los años. Su epidermis es un 30% más gruesa y un 20% más cornificada. Además, presenta mayor capacidad para mantenerse hidratada y los agentes externos lo tienen realmente difícil para atacarla, aunque el afeitado les trae algo de cabeza. Su micro-vasculación es mayor y tiene mejor nivel de oxigenación y respiración celular. Su contenido en colágeno también es más alto, y su entramado de fibras más consistente, lo que da como resultado una piel más firme, en la que las arrugas hacen acto de presencia mucho más tarde. Estas divergencias se deben básicamente a factores hormonales, y en este sentido la protagonista indiscutible no es otra que la testosterona.  Esta hormona con sello masculino es la responsable de todo y actúa del siguiente modo: aumenta el espesor cutáneo, dando paso a una piel más compacta; activa la vascularización, lo que se traduce en una mejor irrigación sanguínea; impulsa la producción de colágeno, de ahí también su mayor densidad. Además, incrementa el número y tamaño de las glándulas sebáceas, por eso la producción de sebo es más importante y el riesgo a presentar piel grasa y problemas de acné es superior. Asimismo, la testosterona modifica la composición del sudor, dando como resultado un pH ligeramente más ácido. Estas particularidades justifica de sobras el desarrollo de productos específicos orientados al cuidado y protección de las pieles masculinas.

ASÍ ES SU PIEL

Más grasa, más espesa y con tendencia envejecer más tarde, la piel del hombre presenta bastantes diferencias a la de la mujer. Eso sí, es igual de susceptible al cansancio, el estrés o la irritabilidad. 

Leer más

 

+ Grasa. La secreción de sebácea es mucho más abundante en el hombre, lo que favorece la aparición de imperfecciones. Así es, ellos tienen más glándulas sebáceas activas y, por lo tanto, más poros que las mujeres. Además, tanto sus glándulas sebáceas como sus poros son más grandes. Como dato curioso, la piel masculina produce el doble de sebo que la femenina. Como resultado, su pH es inferior al de la mujer y tiene mayor tendencia al acné. Aunque casualmente cuando son adultos son más propensos que las mujeres a presentar piel seca, de ahí que la hidratación sea un cuidado a tener muy en cuenta.

 

 + Espesa. La renovación celular se ve ralentizada debido a la testosterona, lo que da paso a una epidermis más gruesa y mayor tendencia a la aparición de pelos enquistados. En promedio, la piel masculina es alrededor del 20% más gruesa que la femenina. Y al contener más colágeno, tiene un aspecto más compacto y firme. Mientras el porcentaje de colágeno de la piel masculina se reduce a velocidad constante, el de la mujer, después de la menopausia, el pico de descenso es especialmente acusado, dando paso una piel mucho más delgada y frágil.

 

+ Susceptible al cansancio, el estrés y la irritación. Los efectos del estrés se evidencias bastante en los hombres, traduciéndose en arrugas de expresión, ojeras y bolsas. Además, el afeitado regular hace que la piel masculina esté más estresada que la femenina. Según las cifras, de promedio, suelen afeitarse unas 16.000 veces en toda su vida. Esta práctica habitual hace que la piel se vuelva más sensible y presente de forma constante problemas de irritación. No hay que olvidar tampoco que el rasurado elimina la capa superior de células cutáneas, dejando a la piel más expuesta, por eso reacciona más rápido a las agresiones. Hasta el 40% de los hombres tienen problemas cutáneos relacionados con el afeitado, los que más, los chicos jóvenes y los de piel clara. 

CUERPO ATLÉTICO

Entre las intervenciones que él más demanda están la abdominoplastia, la ginecomastia y la lipoescultura. Aquí te presentamos una técnica que está súper de moda para esculpir el cuerpo: Vaser Hight Definition.

Leer más

INSTITUTO DE BENITO

Técnica Vaser Higth Definition para un torso fitness

Esta innovadora técnica quirúrgica de lipoescultura permite esculpir el cuerpo del hombre a medida, ofreciendo una definición máxima, explica el DR. ORESTES FERNÁNDEZ, Director de la Unidad de Cirugía Corporal del Instituto de Benito. ¿En qué consiste? Mediante esta técnica de liposucción ultrasónica + lipofilling se consigue eliminar la grasa localizada y definir la musculatura, siguiendo la anatomía real. Se personaliza el tratamiento al máximo, según las preferencias del cliente, favoreciendo el potencial físico. El éxito de la vaserlipo radica en la utilización de una tecnología avanzada de ultrasonido, cuyo tipo de energía es extremadamente suave que afecta únicamente a la grasa, eliminándola pero preservando el resto de tejidos como los vasos sanguíneos, nervios o los tejidos conectivos. De esta manera se consigue una mayor retracción de la piel porque solo se elimina la grasa. Al ser una técnica menos agresiva que una liposucción tradicional, la recuperación es más rápida, es menos molesta y permite mayor precisión, pues permite extraer más volumen en zonas pequeñas.

Qué se consigue? Este procedimiento consigue eliminar de forma minuciosa la grasa que se encuentra alrededor del músculo para hacerlos más visibles y definirlos, dando un aspecto más atlético y atractivo al cuerpo.

Cómo se realiza? En la zona a tratar se inyecta una solución salina especial para eliminar más fácilmente la grasa. Después, con unas cánulas especiales se aplica la tecnología ultrasonidos, haciendo que las burbujas de esta solución creen burbujas de aire. Éstas, junto con la energía del ultrasonido, hace que la presión separe las células grasas del tejido graso. Cuando las células de grasa se separan, se aspiran para posteriormente, si se desea, se pueda utilizar para lipofilling en otras zonas, como por ejemplo conseguir un aumento de glúteos, pectorales, tríceps… En el caso del hombre, se puede rellenar con lipofilling la zona de brazos, espalda y pectoral. Dado que las burbujas no pueden infiltrarse entre las células de los tejidos más densos (vasos sanguíneos, nervios, fibras de colágeno, etc) éstos no se ven afectados por el ultrasonidos, dejando el tejido intacto, lo que permite una retracción de la piel. La intervención dura entre 1-6h, según la zona a tratar, y se realiza con anestesia local o sedación.

Postoperatorio Durante un mes se lleva una faja en la zona tratada y durante los primeros días se mantienen los drenajes. La primera semana se llevan a cabo una serie de masajes específicos para drenar los líquidos y posteriormente un drenaje linfático para una recuperación más rápida.

 

ROSTRO MASCULINO

Eliminar las bolsas, corregir la nariz son dos de las técnicas de cirugía plástica facial más demandadas por los hombres. 

Leer más

CLÍNICA DR. ANTONIO TAPIA

Blefaroplastia

Eliminar las bolsas, es decir, la blefaroplastia inferior para acabar con las bolsas bajo los ojos es la técnica de rostro Premium para ellos, así lo afirma el DR. ANTONIO TAPIA, cirujano plástico y estético. Generalmente suelen ser hombres que han cumplido los 45 y que rechazan levantarse por la mañana con una expresión que no se corresponde con su buen estado de ánimo. A la hora de llevar a cabo esta técnica es importante que no quede el ojo abierto, achinado o con expresión de sorpresa. Si hablamos de blefaroplastia superior, que también es un procedimiento muy solicitado, se realiza una pequeña fijación de la cola de la ceja, elevándola, y si el paciente lo desea se pueden tratar, a la vez, los músculos o arrugas del entrecejo, que alivian la expresión de enfado.

Blefaroplastia superior. Se realizan las incisiones en el límite del pliegue natural del párpado superior, donde se esconde la cicatriz, se elimina la piel sobrante y una fina banda de músculo orbicular. Se colocan pequeños puntos internos que mantendrán la tensión.

Blefaroplastia Inferior. Por vía transconjuntival, es decir, por detrás del párpado, se resecan las bolsas en su cantidad justa y se pone un punto en la conjuntiva o se deja sin suturar, ya que es una zona que cierra muy fácilmente.

El resultado es una mirada fresca y natural, rejuvenecida.

 

Rinoplastia Es la quinta cirugía estética más demandada en España, según la SECPRE (Sociedad Española de Cirugía Plástica, Reparadora y Estética), porcentualmente la solicitan más hombres que mujeres. De hecho, el 14% de los hombres que piden una cirugía plástica elige la rinoplastia, frente al 6% de las mujeres. la edad más habitual suelen ser varones con edades comprendidas entre 18 y 45 años. ¿Qué técnica elegir? Según el DR. ANTONIO TAPIA, la mejor opción es la de tipo abierto pues permite una mayor precisión. En contra de lo que se suele pensar, la rinoplastia abierta no es una técnica más agresiva que la cerrada. Lo que determina realizarla abierta o cerrada es la experiencia y destreza. Sin duda, al abrir se tiene mayor visibilidad sobre todas las estructuras, mientras que si se realiza cerrada el procedimiento se hace por mera intuición. Tampoco deja más cicatrices y es postoperatorio es igual. En el caso de la rinoplastia abierta la única incisión se realiza por la columela (la parte inferior que separa ambas fosas nasales), y en la cerrada, por dentro de las fosas.