SUSCRÍBETE

7 números
impresos y
2 magazines
online

HILOS TENSORES: MANUAL DE USO

Por Nueva Estética
Desde el Instituto de Belleza y Medicina Estética Maribel Yébenes nos dan las claves para sacar el máximo partido de esta terapia antiflacidez, combinándola con otros tratamientos médico-estéticos.
 

Maribel y Myriam Yébenes, dos referentes de la estética en nuestro país.

Maribel y Myriam Yébenes, dos referentes de la estética en nuestro país.
Los hilos tensores son suturas que se introducen en puntos estratégicos del rostro, para restablecer las fuerzas de tensión responsables de la firmeza del tejido. Con ellos, logramos elevar los pómulos, redibujar el óvalo, corregir surco nasogeniano, arrugas perioculares, código de barras… Maribel y Myriam Yébenes nos cuentan que es un tratamiento indoloro, que se realiza en 20-30 min, y que ofrece resultados inmediatos, además de impulsar la producción de colágeno a medio plazo. Los hilos tensores combinan muy bien con otras terapias, como el bótox, la mesoterapia de vitaminas, la bioestimulación con plasma enriquecido y la radiofrecuencia. Eso sí, se deben esperar 15 días desde la colocación de las suturas.