SUSCRÍBETE

7 números
impresos y
2 magazines
online

BAÑOS DE BELLEZA Y BIENESTAR ¿TE APUNTAS?

Por Nueva Estética

Toñi Leal, wellness personal assistant de Royal Hideaway Sancti Petri, nos desvela los productos que podemos añadir al agua de nuestro baño, para conjurar bienestar y relajación y de paso, embellecer nuestra piel.  



 
JENGIBRE Si añadimos al agua del baño una cucharada o media tacita de esta  planta haremos que aumente la temperatura corporal, propiciando la transpiración, y con ello la eliminación de toxinas. Si al salir de la bañera nos envolvemos en una sábana el proceso de transpiración y desintoxicación se puede prolongar un par de horas. 
LECHE Contiene triptófano, aminoácido impulsor de la serotonina, neurotransmisor responsable de mejorar el estado de ánimo. La piel también se beneficia de sus propiedades hidratantes, revitaizantes y calmantes. Añade 2-4 tazas de leche entera a la bañera y siéntete como Cleopatra. 
ACEITE DE OLIVA Echar un vasito de aceite de oliva al agua del baño nutre la piel en profundidad y es muy recomendable, sobre todo en épocas de cambio estacional cuando el equilibrio nutricional se altera. 
MIEL Si añadimos miel al aceite de oliva conseguimos que éste se mezcle perfectamente con el agua y se cree una suntuosa emulsión que se funde con la piel suavizándola y desintoxicándola. La miel además, suma sus cualidades regenerantes y cicatrizantes al baño.
ROOIBOS Hierba con una elevada concentración en oligoelementos, alfahidroxiácidos, vitaminas y antioxidantes, que enriquece el agua y le aporta cualidades remineralizantes y antiacné. Recomendación: llenar media bañera con agua muy caliente, añadir 4 bolsitas de té y dejar reposar unos 10 min. antes de sumergirnos en la bañera.
AVENA SATIVA Se vende molida en un polvo muy fino, excelente para añadir al baño. La avena reduce los niveles de pH propios de la piel irritada, por lo que alivia picores, inflamaciones y eczemas. Además, aumenta los niveles de hidratación.
MANZANILLA La receta en este caso pasa por verter una infusión fría de manzanilla al agua de la bañera y disfrutar de un baño súper relajante, ya que esta planta posee cualidades antiestrés, y deja la piel deliciosamente perfumada.
CÍTRICOS Y CAFÉ Para dejar atrás el cansancio y reactivar los músculos nada como esta receta revitalizante: cortar en rodajas una naranja y un limón, ponerlas en un bol, añadir una taza de café y dejar marinar 5 min. En otro recipiente mezclar leche en polvo con 3 tazas de sal, añadir al café y la fruta, remover y echar al agua de la bañera. 
VINO Preparar un baño con 4 tazas de vino tinto y una taza de miel caliente estimula la producción de colágeno y elastina de la piel, combate el envejecimiento, gracias a los polifenoles de la uva, y estimula la circulación sanguínea y linfática, especialmente la de retorno de las piernas. 
PÉTALOS DE ROSA A una bañera de agua caliente (unos 37ºC) se añaden 4 gotas de esencia de rosas y pétalos de esta flor hasta cubrir la superficie. Las rosas revitalizan la piel cansada y previenen la sequedad y la sensibilidad cutánea, aportan Vitamina C y son un excelente depurativo. Además su aroma es afrodisíaco, No se puede pedir más.